Entradas

Mostrando entradas de julio, 2011

Juicio Díaz Bessone: Volver al infierno

Los jueces del Tribunal Oral Federal Nº 2 de Rosario se trasladaron este martes hasta el Servicio de Informaciones de la ex jefatura de policía, para realizar una inspección ocular del espacio donde funcionó el centro clandestino de detención por el que pasaron unas 1800 personas entre los años 1976 y 1979. El juicio oral y público que se desarrolla en Rosario contra el ex jefe del II Cuerpo de Ejército Ramón Díaz Bessone y otros cinco imputados, por crímenes de lesa humanidad cometidos durante la dictadura, continuó este martes con la inspección ocular del SI por parte de los jueces, quienes estuvieron acompañados por un puñado de ex detenidos políticos. Entre otros sobrevivientes, Eduardo Perez Risso, Marta Bertolino, Laura Ferrer Varela y Liliana Gómez mostraron a los jueces los lugares donde fueron torturados, donde se hallaban recluidos, donde estaba la oficina en que se escribían a máquina las “confesiones” arrancadas bajo tormentos. Los testigos indicaron lugares claves para

Juicio Díaz Bessone: “En una guerra no se comete homicidio, se mata en combate”

Por Juane Basso. El general retirado Ramón Genaro Díaz Bessone, principal acusado del juicio en el que se ventilan los delitos de lesa humanidad cometidos en el Servicio de Informaciones de la policía local durante la dictadura, continuó este lunes con su declaración ‒iniciada la semana pasada‒, en la que se dedicó a atacar a los testigos del proceso. Como ya lo había hecho el año pasado al comienzo del juicio oral y público que se lleva adelante en el Tribunal Oral Federal (TOF) N° 2 de Rosario, Díaz Bessone realizó una nueva defensa de lo actuado por las Fuerzas Armadas (FFAA) durante el terrorismo de estado iniciado el 24 de marzo de 1976. “En una guerra no hay secuestro, se toma al enemigo prisionero”, justificó el represor. Aunque no especificó por qué, en contradicción con ese criterio, las Fuerza Armadas recluyeron a los detenidos en centros clandestinos, desaparecieron los presos políticos y robaron sus bebés, violando todas las “leyes” de la guerra que invoca el ex militar.

Juicio Díaz Bessone: En defensa de Clarín y La Nación

Por Juane Basso. El mayor asesino de la dictadura –con vida– de los que actuaron en el II Cuerpo de Ejército, reiteró sus diatribas contra la Justicia y el gobierno nacional. En su declaración de este martes, el general retirado Ramón Genaro Díaz Bessone, se alineó con los diarios Clarín y La Nación, y apuntó que la gestión de Cristina “viola la libertad de expresión”. El principal acusado del juicio oral y público llevado adelante en el Tribunal Oral federal N° II de Rosario –en el que se ventilan los delitos de lesa humanidad cometidos en el centro clandestino de detención que funcionó en el Servicio de Informaciones (SI) de la policía de Rosario–, volvió a pedir la palabra para repetir la perorata que hiciera al inicio del proceso. “Si una jueza de la Nación, como la doctora (Laura) Cosidoy, defensora de mucho de los testigos, puso en tela de juicio la veracidad de sus testimonios, lo lógico es dudar de la veracidad de sus testimonios en este juicio”, dijo al comienzo de su ampliac

Juicio Díaz Bessone: Palabra de torturadores

Imagen
Por Juane Basso . El Tribunal Oral Federal Nº 2 reanudó este martes el juicio contra el ex jefe del II Cuerpo de Ejército durante la dictadura, Ramón Díaz Bessone, y otros cinco imputados. Los represores acusados, José Lofiego y Mario Marcote, rompieron el silencio y complicaron a varios viejos “camaradas”. Los jueces Otmar Paulucci, Beatriz Caballero de Barabani y Jorge Venegas Echague continúaron escuchando declaraciones testimoniales, en el debate donde son juzgados, además de Díaz Bessone, José Rubén Lofiego, Mario Alfredo Marcote, Ramón Rito Vergara, José Carlos Scortechini y Ricardo Miguel Chomicki. Tal cual lo habían anunciado los defensores de los represores, este martes ampliaron su declaración los dos más connotados torturadores del Servicio de Informaciones (SI), Lofiego y Marcote. Pero antes tuvo lugar el testimonio del ex comisario Felipe Orefice. En el juicio se investigan hechos ocurridos en el centro clandestino de detención que funcionó en dependencias del Servicio